Aunque sigo sosteniendo que la Consulta o Referéndum o Plebiscito, es el millón de mexicanos que entregaron su vida en los campos de batalla en la Revolución de 1910; aunque sigo sosteniendo que el pueblo de México ya decidió a través del movimiento histórico encabezado por Flores Magón, Madero, Zapata y Villa; aunque sigo sosteniendo que el acto patriótico del 18 de Marzo de 1938 decidido por ese gran mexicano el General Lázaro Cárdenas es irreversible e imprescriptible; aunque sigo sosteniendo que el petróleo y la electricidad ya tienen dueño, y que, el único propietario somos 117 millones de mexicanos, es decir, la nación; y, por tanto, nadie puede meterle mano al artículo 27 de la Constitución y, tampoco, al 28; a pesar de todo esto que ya hemos dicho y, lo cual, lo seguimos sosteniendo, resulta oportuna y, perfectamente planteada la propuesta presentada, este día 19 de Agosto de 2013 en el Monumento a la Revolución de la ciudad de México, por el Ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas, en la que diseña la verificación de una CONSULTA POPULAR para el día primer domingo de Julio de 2015, la cual, decida si son modificados o no, los preceptos en mención, ello, con base a la figura introducida hace un año aproximadamente, en el artículo 35 de nuestra Ley Suprema.

Para ello, tendrían que pedirlo ante el Congreso de la Unión, un millón 630 mil ciudadanos; esto es, el dos por ciento de los inscritos en la lista nominal de electores, tal y como lo establece el citado artículo 35 constitucional.

En el marco de la estrategia que tenemos los mexicanos para defender nuestro petróleo y la industria eléctrica nacionalizada, la CONSULTA POPULAR propuesta por el Ingeniero Cárdenas, es un instrumento que debemos echar a andar, pero a la voz de ya, con el objeto de reunir en el menor tiempo posible, el número de peticiones mandatados por el 35 constitucional, cuyo número ha sido señalado en este comentario, para entregarlas al Poder Legislativo y sea llevada a cabo la CONSULTA POPULAR, por consecuencia, la decisión de diputados y senadores, se sujete a lo que resuelva tal referéndum, mismo que, estamos seguros, dado que el petróleo es hasta un símbolo de nuestra identidad patriótica y nacional, resultará victorioso el criterio de que el petróleo y la electricidad seguirán, a perpetuidad, bajo el dominio de la nación.

Es un deber movilizarnos todos los que amamos a México, en torno de esta propuesta del Ingeniero Cárdenas. Es una vía, a través de la cual, debemos movernos todos los patriotas mexicanos, todos los nacionalistas de este país, todos los que tenemos pensamiento progresista.

Para ser más precisos, diríamos, que la CONSULTA POPULAR convocada este día  por el Ingeniero Cárdenas, se da en el marco de que nuestro petróleo y nuestra electricidad, es decir, la PROPIEDAD NACIONAL nació en este país el 5 de Febrero de 1917, quedando registrada el 18 de Marzo de 1938. Y, alumbró, y se registró, para quedarse, eternamente.

 

Anuncios