Tres jóvenes representan a la juventud del globo. Ellos nos dicen que un mundo mejor es posible. Están enfrentados y desafían al imperio más poderoso de la tierra que son los Estados Unidos de Norteamérica. Cuánto orgullo se siente saber de su decisión y sus audaces acciones. No sólo han demostrado que son jóvenes sabios, sino, muy valientes, tal vez, extremadamente valientes, porque se jugaron la vida y se siguen jugando la vida. Por fortuna están vivos. Los tenemos. Uno en prisión, otro acuartelado en la Embajada de Ecuador en Londres y el tercero ubicado, al momento de escribir este comentario, en Moscú, esperando el país que le dará asilo, que puede ser el gobierno que encabeza el gran Presidente Rafael Vicente Correa Delgado, quien encabeza la Revolución Ciudadana en la República cuya capital es la ciudad de Quito y que, es, parte del equipo de grandes líderes que conducen el proceso democrático y popular en la América Latina.

Estos tres jóvenes son Edward Joseph Snowden, Bradley E. Manning y Julián Assange.

Aunque Assange tiene 42 años, es considerado representante de las nuevas generaciones en el mundo y, más, por las acciones que realiza en pro de una sociedad global democrática. Snowden tiene 30 años y Manning 25 cumplidos.

Snowden, Manning y Assange son ya héroes del mundo. Es algo inédito, insólito. Le quitaron la careta al gobierno más poderoso del mundo. Nos dieron datos puntuales y precisos. Estremecieron con ello al mundo. Pusieron en jaque a la potencia norteamericana.

Estos jóvenes heroícos tienen el acoso del gobierno de Estados Unidos, pero cuentan con el apoyo, la solidaridad y la protección de 7 mil millones de seres humanos que habitamos el planeta.

Estos tres jóvenes, héroes del globo terráqueo, vinieron a darle mayor contenido y a decirnos que la espléndida consigna de que UN MUNDO MEJOR ES POSIBLE, será una hermosa realidad. 

Anuncios